LOS AIR MAX MÁS ATREVIDOS

 

Si la palabra sportswear es directamente proporcional a Nike,  el culto sneaker –y sus colaboraciones– lo es a atmos, el epicentro de la movida de los tenis, el streetwear y todos los fetiches de los que nos amarramos diariamente los #zapatosdegoma . Y por ello, hoy nuestro throwback tenis tiene acento nipón, muy atrevido y con elevadísimas retro-dosis.

Por estos días aterrizaron en Colombia los contados pares de unas joyas de la corona del sello del swooshlos Air Max 2 Light, esas leyendas del  running  de la vieja escuela que vieron por primera vez la luz en 1994 y que este año resucitaron con los exravagantes dotes de los noventas (que siguen imparables en las industrias del diseño y del glamur) y la osadía japonesa, al paso de, quién más, que la dupla Hirofumi “Koji” Kojima + Hidefumi Hommyo, emperadores de las colaboraciones con las marcas deportivas bajo su sello, atmos, que más que ser un sello de ropa o de calzado deportivos ha sido,  desde el año 2000, el crisol del culto y el coleccionismo sporty  y que, como tal, solo un año más tarde de abrir sus puertas en Ura-Harajuk, en Tokio, fue fichado por Nike para desarrollar la primera intervención de sus santos griales: los Air Max.

Atmos X Nike Air Max2 Light, tras bambalinas

No obstante la silueta original de 1994 no presenta modificaciones, la superficie  de los Nike Air Max2 Light tuvo un completo peeling  en el que el patchwork  de textiles, materiales plásticos y múltiples colores re crean la apariencia de neón de la época en la que estos clásicos del atletismo dieron sus primeras zancadas en medio de la creciente afición por el running urbano.

Desde 2001, cuando nació la alianza entre el sello del swoosh y la boutique nipona, se  han re creado zapatillas clásicas convirtiéndolas  en objetos de deseo gracias a las atrevidas combinaciones de colores y materiales que unen el pasado y el presente. De ahí la explosión gráfica que caracteriza al resurgimiento de las Nike Air Max2 Light; de hecho, cuando Hirofumi y Hidefumi de atmos supieron que estos #zapatosdegoma de 1994 serían reencauchados por ellos,  se plantearon la meta de hacer de esta, su colaboración más extrema hasta la fecha.

El pasado 13 de junio, contados pares de los revolucionarios atmos X Nike Air Max2 Light llegaron a selectas vitrinas de Colombia: Nike Store Calle 82  y HYPE , en Bogotá, y  574 Lab en Medellín. 

Y para ello, el binomio japonés y el equipo de diseño de Nike, en Portland, le apostaron a una inspiración en la equipación retro de running en intersección con varias subculturas de los años 90. Koji, en particular, quiso plasmar un momento de su juventud (que tuvo lugar en la misma época en la que debutaron las Nike Air Max2 Light) en el que  realizaba yuxtaposiciones, pegando imágenes de revistas en la pared. Tal enfoque de collage centrado en los años 90 tapizó no solo la capellada de los tenis –estos, inclusive, cuentan con dos versiones , siendo una exclusiva de las tiendas de atmos–, sino que también llegó a una selección de una chaqueta, un pantalón, un bolso y una gorra.

“La primera combinación de colores de las Air Max2 Light es súper llamativa y brillante; la otra es más sutil y está basada en el negro”, explicó Koji, director creativo de atmos, quien se amarró los #zapatosdegoma e identificó 12 referencias de prendas vintage para el estampado tipo patchwork de los nuevos Nike Air Max2 Light que también incluyen otros detalles visuales y táctiles como un bordado y un serigrafiado asimétricos, unas costuras muy marcadas y una especie de revestimiento plástico; los cordones son el toque final del tributo al color y la explosión gráfica de hace 30 años pues vienen en diferentes colores: naranja, amarillo y morado.

A Nike Store Calle 82, llegaron 24 pares de atmos x Nike Air Max2 Light; a HYPE, 12. Todas las unidades se agotaron en cuestión de horas. 

El fenómeno de los elegidos

‘Animal Pack’, ‘Elefante’ y ‘Safari’ han sido algunas de las apuestas más aplaudidas de la alianza entre Nike y atmos; no obstante, el diseño más querido de los sneakerheads de todo el mundo fue el Elefante. Relanzado en 2007 por atmos,  la textura de la piel del paquidermo tapizó la legendaria silueta de los Air Max 1 y tiñó de azul jade el swoosh del lateral .

Tal fue su impacto en la onda sneaker que diez años después de su lanzamiento (2017), el rediseño de atmos se convirtió en el ganador de una trivia convocada por Nike, ese año, para que los fanáticos eligieran el Air Max del pasado que quisieran revivir. Los Elefantes ganaron la campaña Vota para que Vuelvan, celebrada durante el Air Max Day de 2016, en la que se decidía su regreso para el Air Max Day del año siguiente (2017).

Pero ¿en qué residió su éxito? Para el Director Creativo de Atmos, el ‘paquidérmico’ fenómeno desatado por el diseño de 2007 se debió a la sencillez de su  inspiración que combina el estampado de la piel del elefante con los enérgicos detalles en jade y que habían sido previamente aplicados a las zapatillas  Air Jordan III –el trabajo de atmos en alianza con Nike no se limita a la silueta Air Max; los Lebron 16 Low, los NikeCourt Zoom Vapor RF x AJ3 Atmos,  y los Nike Dunk Low JP también han sido tapizados con la piel de elefante que se ha convertido en emblema de atmos–utilizando como referencia los movimientos de un elefante en el agua.

Y aunque Koji llevaba deseando plasmar ese motivo en unos Air Max, fue la comunidad la que eligió a los Air Max 1 Atmos Elephant entre otros cien iconos  de la mítica referencia sportswear.

Los Air Max 1 Safari, de 2002, marcaron el debut de la alianza de atmos al paso de Nike.

Por su parte, el año pasado (2018), la marca repitió su estrategia democrática para elegir a la silueta de Air Max a revivir y la ganadora fue Safari, la que en 2002 marcó el debut de esta alianza (también fue la primera colaboración entre Nike y una tienda de la naturaleza de atmos); el éxito de Animal Pack 2.0 radicó en el apogeo del animal print felino  en las tendencias internacionales de la moda; en la tapicería del clásico Air Max 95 con una variedad de pieles sintéticas en la parte superior, junto con detalles rojos y verdes en los cordones, la lengüeta y Swoosh , así como también en la inclusión de una silueta de Air Max 1 con variedad de pieles sintéticas, junto detalles rojos y verdes.

El Vol.II de Safari, el Animal Pack 2.0, incluyó el modelo clásico Air Max 95 y el Air Max 1, tapizados de pieles sintéticas de diferentes animales, inspirados en un safari realizado por la dupla de atmos.

 

Pero sobre todo, el auge de estos Air Max 1 felinos respondió a una visión romántica de esta asociación pues el Safari Pack de 2002 también constituyó la primera vez  en la cual una textura de piel de animal invadió a la más legendaria silueta de Nike, la primera con la cámara de aire visible.

“Para las atmos x Air Max2 Light, nuestro reto era crear el futuro de las Air Max con diseños diferentes y modernos que sorprendieran a los amantes de las zapatillas. Creo que hemos creado con éxito una nueva versión de las Air Max que, al mismo tiempo, es algo único de atmos”: Hirofumi “Koji” Kojima , director creativo de atmos Japón.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede gustar: